martes, abril 17, 2007

COMENTARIOS * Chile - Subirse al colectivo

Santiago,Chile -La Firme, por Santiago O’Donnell -9 Abril 2007: -- Hasta hace seis semanas Chile tenía un sistema de transporte que funcionaba. A la luz de lo ocurrido desde entonces, hasta se podría decir que el viejo sistema de micros amarillos funcionaba bien. Se basaba en una red informal de microempresarios cuentapropistas que compartían rutas y horarios. Durante el día los choferes-empresarios manejaban su único micro y por las noches lo estacionaban en la puerta de sus casas, como si fuera un taxi. No era un sistema perfecto. Los choferes competían por los pasajeros corriendo carreras entre las paradas, nadie respetaba horarios y los recorridos se volvían cada vez más intrincados y fragmentados a medida que los micros se internaban más y más en los barrios en busca de nuevos clientes. La inversión en el sector era más bien escasa. La atomización de la flota no permitía un mantenimiento óptimo ni una renovación regular de las unidades. Los viejos micros amarillos trajinaban semivacíos por la Alameda y las principales arterias de la capital, contaminando con motores vetustos el aire encerrado que se respira en Santiago...

No hay comentarios.: